Varias organizaciones sociales de todo el país se congregaron en el parque El Arbolito para solicitar a la Corte Constitucional agilidad en el proceso de la Consulta Popular impulsada por el Gobierno Nacional.

Jóvenes, indígenas, montubios, afroecuatorianos y trabajadores llegaron con pancartas para respaldar el Sí en las siete preguntas del referéndum entre las cuales están sancionar con más severidad los actos de corrupción, los delitos contra los infantes y reestructurar el Consejo de Participación Ciudadana.

Mediante un manifiesto los participantes resaltaron que la Consulta Popular recupera la esencia de la Constitución de Montecristi y plantea nuevos acuerdos nacionales para fortalecer la democracia participativa.

“Como pueblo queremos que se acabe la corrupción. Respaldamos al Presidente Lenín Moreno”, indicó Ricardo Minga, activista social oriundo de Quijos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here